Los otros huérfanos


Con el finiquito de la Guerra Fría no solo se gestaron millones de huérfanos socialcristianos sino también de socialdemócratas; y prescindiendo de la sequía del caudal ideológico socialdemócrata venezolano, si hoy se lee al peruano-español Vargas Llosa opinando sobre temas económicos -cual representante explícito de la ortodoxia neoliberal global-, así como al español Felipe González -quien durante décadas ha sido indiscutible referencia conceptual de la socialdemocracia europea y latinoamericana-, no se notará diferencia de fondo alguna.

Esto plantea la duda de si la socialdemocracia –heredera de los horizontes sociales del socialismo y del comunismo para intentar concretarlos en democracia y respetando la economía libre- ha llegado a la conclusión de que de partida su base era falsa -y por tanto no factible para llevarla a la práctica- o simplemente se acostumbró a los privilegios del poder y a vivir cómodamente, al punto de renunciar al destino manifiesto que ella misma se había impuesto,

Nos quejamos de Chávez y Maduro, pero pensemos en la actual Grecia con Syriza, en una España con un Podemos como eventual factor muy influyente, en un Portugal donde se está fraguando un Bloque de Izquierda importantísimo; puede que un descuidado analista atribuya este escorar hacia la ultra a la ligereza de los venezolanos y de los pueblos del Sur europeo, de los hondureños con Zelaya, los nicaragüenses con Ortega, los ecuatorianos que (re)eligen un medio tirano -y payaso completo-, los uruguayos orgullosos con las banalidades de Mujica, los bolivianos y su locura por Evo, pero la cosa se complica al considerar al Reino Unido, donde gran parte del Partido Laborista apoya a otro ultra como Jeremy Corbyn para eventualmente dirigirlo luego de la Conference a efectuarse a finales de Septiembre, o a esa innegable base de apoyo que tiene Bernie Sanders dentro del Partido Demócrata de EEUU.

Por su parte Francia, debido a la crisis de identidad de su socialdemocracia se escora hacia la derecha, mientras que en Italia el Partido Socialista gobernante ha heredado estilo, formas e ideales de la vieja DC italiana disuelta por corrupción, creando así las bases para una fragmentación hacia la izquierda –con movimientos afines a Podemos y Syriza- y hacia la extrema derecha de la xenófoba y corrupta Lega Nord.

Todo ello indica que los ciudadanos arrollados por la ola neoliberal –que son mayoría indiscutible- desean alternativas; el problema es que la esta socialdemocracia solo se ha diferenciado de los partidos de derecha en una que otra ley social sin mostrar intención real alguna para enfrentarse al neoliberalismo que se ha impuesto en todo el globo.

El resultado de esta orfandad ha provocado el que millones de personas aúpen alternativas más a la izquierda y a la derecha, aunque no sean realistas y representen la última parada antes de su ruina económica, porque la desesperanza causa espejismos, y eso vale para cualquier pensionista a quien le siguen rebanando sus pocos ingresos mientras observa con cólera los privilegios fiscales que los gobiernos le otorgan a las grandes empresas, vale para los trabajadores autónomos a quienes la banca no les da crédito mientras los millones con reglas laxas fluyen a las grandes empresas, y vale para los obreros que ya vienen de una clase media esquilmada cuando comparan lo que ellos ganan con las ganancias de banqueros, asesores de gobierno y tracaleros de turno.

Si la socialdemocracia no sale a defenderlos pues ellos se van a otra parte, y si es cierto que el desdibujamiento de la socialdemocracia venezolana -unido a la generalizada autocomplacencia de la clase política de aquellos tiempos- pudo ser una de las causas primarias del ascenso del chavismo, entonces no se puede descartar que estos procesos también arropen a varios países desarrollados.

Probablemente ello ya está ocurriendo, e inquieta ver cómo se pasa el tiempo que aparezca una alternativa política con un programa que junto a la paz y la prosperidad siembre la esperanza en la gente. Comenzando por Venezuela.

Hermann Alvino

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s